Nick Kyrgios, reciente finalista del Torneo de Pekín, donde se enfrentó a Rafa Nadal, ha dejado su lado más polémico para implicarse en una bonita iniciativa que tiene como objetivo ayudar a los niños más desfavorecidos.

Recientemente, el tenista de Camberra anunció que donaría 10 dólares por cada ‘ace’que consiga en los torneos hasta el final del año 2017, y la recaudación ira destinada a los afectados por el huracán Irma, uniéndose así a la campaña iniciada por la jugadora portorriqueña Mónica Puig para ayudar a las víctimas de esta tragedia, en la que también colabora la rusa Maria Sharapova.
“Mis pensamientos y mis oraciones van destinadas a las personas afectadas, Tenemos que hacer todo lo que podamos por esta causa y centrarnos en ayudar a la gente de Puerto Rico”, agregó el tenista australiano, que luego elevó su oferta de ayuda a 50 dólares por ‘ace’.

“Me encantan los niños. Me da más placer ayudarles y verles realizarse que mis propias victorias en el circuito. Si puedo hacer lo que tengo en mente, espero que me recuerden por ello más que alguien que ha hecho cosas en una cancha de tenis”.