Denver Nuggets es uno de los equipos implicados en la durísimas lucha final en el Oeste por alcanzar los playoffs. Y contar con el talento del pívot serbio, Nikola Jokic, es un factor muy a tener en cuenta para conseguirlo. Su última genialidad, ante los Kings con un triple reverso que acabó en asistencia para su compañero Murray. No un pase cualquiera: sin duda el más ‘bailarín’ de cuantos hemos visto esta temporada en la NBA.