La final de la Copa del Rey 2016 la disputarán Barcelona y Sevilla. Un año más, la sede de la final volverá a traer cola porque el Real Madrid no estará por la labor de ceder el estadio Santiago Bernabéu. Aunque parece que el concierto de Bruce Springsteen evitará la polémica, estas son algunas excusas que podría poner el conjunto blanco por si la Federación le soliticase el campo.