La polémica en la NBA no cesa. Esta vez, se trata de una canasta de Giannis Antetokounmpo casi sobre la bocina que no debería haber subido al marcador porque, como se aprecia en las imágenes, pisa la línea de fondo. El griego anotó con el tiempo al límite para dar el triunfo a los Bucks sobre los Thunder (95-97).

Westbrook, su entrenador y varios miembros del banquillo de los Thunder pidieron que se revisara la jugada en las pantallas de televisión pero los árbitros se negaron siguiendo el reglamento.