Rafael Nadal, tras ganar la final del Mutua Madrid Open ante Dominic Thiem por 7-6 y 6-4, consigue su quinta corona en Madrid, su tercer título consecutivo en este 2017 y suma 30 Masters.
No pudo ocultar su felicidad después de ganar y así lo expresó al responder a las preguntas posteriores y después en la ceremonia de entrega de premios, cuando recibe la curiosa noticia sobre su trofeo, según cita el diario As.

Durante la rueda de prensa, comentando los aspectos del partido, sensaciones del torneo y del futuro en Roma y París, Rafa aclaró todos los detalles, pero sobre todo, sobre este quinto ansiado premio que, finalmente, no se lleva a casa.

«Para ganar Roland Garros no es necesario ser el cuatro ni el uno ni el cinco, solo vale jugar bien … Lo que me ilusiona es conseguir un título tan importante como Madrid. Ahora a disfrutar de este trofeo que pensaba que me lo llevaba, pero parece que no (risas). Es una parte de la temporada muy emocionante para mí. He vivido cosas muy emocionantes en mi carrera y quiero disfrutar de estos momentos en los que puedo competir bien en estos torneos tanto en Barcelona, Montecarlo, Madrid».
Según la normativa de este torneo de la capital española, es necesario tener cinco títulos para poder optar a llevarte a casa el premio físicamente, pero, algo que desconocía Rafa es que también debes tener tres consecutivos para que esto ocurra. Por lo que el balear se quedó con las ganas.
¡Otro año será!